El coronavirus sigue descontrolado en la comarca tras detectarse 569 nuevos casos

El coronavirus sigue descontrolado en la comarca tras detectarse 569 nuevos casos
  16/07/2021

Hay cuatro personas hospitalizadas, entre ellas una que no quiso vacunarse

Tal como habían anunciado las autoridades sanitarias, el COVID-19 sigue expandiéndose de forma preocupante en la Marina Alta, que sigue en situación de riesgo de contagio extremo. La Conselleria de Sanidad ha notificado esta semana 569 nuevos casos, que están localizados principalmente en los municipios del litoral. La incidencia acumulada se ha disparado a los 429 casos por 100.000 habitantes frente a los 303 que había el martes.

            El municipio con mayor número de contagios es Calp, donde se han detectado 279 nuevos positivos, así como dos brotes de origen social con 13 y 14 casos respectivamente. La incidencia es alta en Dénia, Xàbia, Benissa, Teulada, Gata y El Verger.

            Los datos facilitados este viernes indican que en Calp se han producido 91 nuevos casos, mientras que en Dénia hay 48 nuevos y en Xàbia, 37. El resto de nuevos contagios se localizan en Gata (25). Teulada (20), Pego (19), El Verger (16), Benissa (10), Poble Nou de Benitatxell (9), Ondara (5), Pedreguer (4), Els Poblets (3), Alcalalí (1), Benidoleig (1), l’Atzúbia (1), Orba (1) y Xaló (1).

            En la reunión mantenida entre los alcaldes y los responsables de Marina Salud se afirmó que los datos son bastante “alarmantes” porque el departamento de Dénia es el que registra mayor incidencia por COVID-19 de la provincia. Explicaron que la expansión del virus es muy alta y que cada contagiado infecta a más de una persona, lo que hace más difícil su control.

            En la comarca hay cuatro personas hospitalizadas pero ninguna en la UCI. Tres se están recuperan en el Hospital Marina Salud: un anciano de 95 años, que tiene síntomas leves gracias a que estaba vacunado; una persona de alrededor de 50 años que se negó a vacunarse y un joven de 25 a quien aún no le ha llegado el turno para recibir la primera dosis. Otra persona, de 19 años, se encuentra en un centro privado. Mientras tanto, los centros de salud vuelven a estar colapsados debido a que hay que realizar el seguimiento de contactos y pacientes, por lo que se pide no acudir si no es muy urgente.

            El Ayuntamiento de Calp ha tomado medidas ante el aumento de los contagios. Se ha cerrado la zona de acampada de Oltà y se prohibirá el acceso a la playa del Borumbot a partir de las doce de la noche ya que es una zona de botellones.

            El alcalde de Dénia, Vicent Grimalt, ha hecho un llamamiento a la colaboración de todos, especialmente de los jóvenes, para evitar los contagios. Recordó que el verano pasado, por estas fechas, “estábamos mejor y pudimos tener un buen verano”. Según dijo ayer, las autoridades sanitarias esperan un empeoramiento de la situación durante la próxima semana”.         

            En un video difundido por las redes sociales, Vicent Grimalt ha advertido de que, si se incrementan los contagios en la ciudad, se corre el riesgo de “dar marcha atrás” y que incluso se decrete el confinamiento a partir de una hora determinada, por lo que la hostelería se vería afectada. Además, lamenta que haya personas que no quieren colaborar con los rastreadores o que no acuden a las citas para vacunarse.

            Grimalt ha pedido “la implicación, complicidad y responsabilidad” de la gente joven para “ayudarnos a salir de esta situación”. Pero critica el aumento de los botellones, como el que se produjo hace unos días en Les Marines, teniendo que intervenir la Policía Local que puso 60 denuncias.

¡Suscríbete!