Canfali Marina Alta

Estimulación ovárica para técnicas de Reproducción Asistida

Estimulación ovárica para técnicas de Reproducción Asistida
  06/02/2017

Dr. MARIANO MARTÍN-LOECHES DE LA LASTRA (*)

La disminución de la fertilidad es un fenómeno que afecta a una pareja de cada seis. Una de las causas principales de la infertilidad es la ausencia o irregularidad de la ovulación. Cuando la ovulación no se produce con regularidad todos los meses, se puede tratar con medicamentos. Esto es lo que se denomina inducción de la ovulación. Los medicamentos prescritos se administran en forma de comprimidos o inyecciones. El médico determinará el tratamiento más adecuado para cada paciente. Esto depende sobre todo de las causas subyacentes de la ausencia de ovulación.

            En el caso de la inseminación intrauterina, el objetivo es obtener 2 o 3 óvulos maduros mediante una ligera estimulación ovárica. En cambio, en el caso de la FIV o la ICSI, el propósito es obtener un gran número de ovocitos (una decena), se habla entonces de estimulación ovárica controlada.

            Los distintos medicamentos que se utilizan para la estimulación ovárica son los siguientes:

            1. Citrato de clomifeno: El citrato de clomifeno es un fármaco diseñado para provocar y estimular la ovulación. Si un problema de fertilidad se origina por una ovulación poco frecuente o ausente, el citrato de clomifeno puede ser el primer tratamiento para la fertilidad debido a que se trata de un fármaco en forma de comprimidos orales.

            2. Gonadotropinas: En la actualidad hay en el mercado varios tipos de gonadotropinas que se administran en forma de inyecciones subcutáneas:

            - Hormona folículo estimulante (FSH) urinaria. Estas hormonas se extraen de la orina de mujeres menopáusicas porque contienen concentraciones elevadas de FSH.

            - Gonadotropina menopáusica humana (HMG). Estas hormonas también se extraen de la orina de mujeres menopáusicas y contienen concentraciones tanto de FSH como de LH.

            - Hormona folículo estimulante (FSH) y Hormona Luteinizante (LH) recombinantes. Se producen en el laboratorio aplicando técnicas biotecnológicas (ADN recombinante). Tienen una mayor pureza y normalmente se pueden administrar mediante un sistema de auto inyección tipo pluma.

            - Hormona folículo estimulante (FSH) de acción prolongada. Fármaco estimulante folicular de actividad prolongada con un mecanismo de acción que permite que una sola inyección sustituya a las siete primeras inyecciones diarias de gonadotropinas convencionales.

            3. Análogos de la Hormona liberadora de Gonadotrofinas (GnRH): Se utilizan para evitar una ovulación precoz durante el tratamiento de la fertilidad.

            - Agonistas de la GnRH. Los agonistas de la GnRH actúan en la hipófisis imitando la GnRH natural y vaciando poco a poco sus reservas de LH y FSH.

            - Antagonistas de la GnRH. Los antagonistas de la GnRH regulan el eje hipotalámico-hipofisario-gonadal al unirse de forma competitiva a los receptores de la GnRH en la hipófisis, suprimiendo de forma rápida, profunda y reversible las gonadotropinas endógenas.

            4. Gonadotropina coriónica humana (HCG): La HCG garantiza la maduración final del óvulo y su liberación.

            5. Progesterona: Durante un ciclo de Fecundación in Vitro (FIV), se interrumpe la producción natural de hormonas, entre otras la progesterona. Por tanto, esta falta se debe compensar generalmente con cápsulas de progesterona después de la punción (“apoyo lúteo”).

(*) Especialista en Ginecología y Obstetricia.

Cercar notícies
Agenda