Canfali Marina Alta

HLA GRUPO HOSPITALARIO SAN CARLOS/ El cuerpo perfecto comienza por ser saludable

HLA GRUPO HOSPITALARIO SAN CARLOS/ El cuerpo perfecto comienza por ser saludable
  23/02/2017

 

“Llevar una dieta equilibrada y adquirir hábitos de vida saludable durante todo el año son los pilares para conseguir el ansiado peso ideal, aunque más importante que eso es tener una buena salud”, explica Mayka Mafé Nogueroles, médico especialista en medicina interna con mÁster en nutrición en Hospital HLA San Carlos de Denia, y añade que “para conseguir este objetivo hay que adquirir un buen estilo de vida, porque nos ayuda a prevenir enfermedades, pero también mejora nuestra autoestima y vitalidad”.

            Pero alcanzar estos hábitos no es algo que se pueda hacer de la noche a la mañana, y en muchos casos es necesario depurar algunos patrones mentales y hábitos que boicotean los esfuerzos por llevar una alimentación saludable. “Nuestro estado de ánimo puede trasladarse a la mesa, eliminando o abriendo nuestro apetito e influenciando la cantidad y calidad de lo que comemos. A esto nos referimos cuando hablamos de hambre emocional, es decir, utilizar erróneamente la comida para calmar el estrés, ansiedad o nuestras emociones” añade la doctora Mafe. Por ello es muy importante detectar estos problemas para abordarlos y alcanzar el éxito en la dieta. A veces, el peso no es más que la punta del iceberg de otros problemas, y se constituye como punto de abordaje a partir del cual, podemos detectar otros problemas de salud. Tan importante como establecer unas pautas nutricionales y de vida saludable, debemos prestar atención al fortalecimiento de la convicción de querer adoptar una buena nutrición. “Trato de empoderar a mis pacientes, es decir, darles un rol activo en la gestión de su salud. Un paciente empoderado es un paciente con capacidad para decidir, satisfacer sus necesidades y resolver problemas, con pensamiento crítico y control sobre su vida”, comenta la facultativa.

            Falsas dietas, falsos mitos

            Querer un cuerpo bonito de forma rápida hace que la gente se decante por los dudosos métodos que podemos encontrar en internet o en revistas, “estos métodos, o como se le conoce popularmente ‘dietas milagro’, ‘dietas exprés’ son desequilibradas, suponen un menor aporte de energía, son deficitarias en minerales y vitaminas, y su seguimiento implica riesgo de carencias de micronutrientes, con los consiguientes trastornos orgánicos y metabólicos. Además, con muchas de ellas pierdes agua, proteínas y músculo pero no grasa”, declara la doctora Mafé.

            Algunas de estas dietas pueden producir un incremento a largo plazo del riesgo coronario; obligan al organismo a consumir sus propias reservas y puede aumentar peligrosamente los niveles de ácido úrico y creatinina (fallo renal). Otro falso mito que debemos desechar es la creencia de que beber agua durante o después de las comidas engorda. Totalmente falso, porque el agua no tiene calorías y por tanto no engorda nunca, o que saltarse comidas adelgaza: la única consecuencia de esto es aumentar la ansiedad y fomentar el picoteo. Consumir pan o tomar fruta después de las comidas engorda: el pan pertenece al grupo de los hidratos de carbono, fundamentales en una alimentación saludable o tomar la fruta tiene las mismas calorías antes, durante o después de las comidas.

 

Cercar notícies
Agenda