Canfali Marina Alta

HLA San Carlos registra un aumento de las consultas por cistitis y cólicos renales en la época estival

HLA San Carlos registra un aumento de las consultas por cistitis y cólicos renales en la época estival
  18/07/2019

El Dr. Tudela, urólogo del hospital HLA San Carlos, da algunos consejos para evitar estas dolencias

La cistitis es una infección de la vejiga urinaria más común en mujeres que en hombres por sus características anatómicas. Los síntomas que presenta son de aumento de la frecuencia y sensación de ardor al orinar, sangre en la orina, orina turbia y con olor fuerte, molestias pélvicas, sensación de presión en la parte inferior del abdomen y, en ocasiones, fiebre baja. La causa se encuentra, en gran parte de los casos, en bacterias de origen intestinal que entran a nuestro organismo a través de la uretra. “Esta infección es más frecuente en verano debido al uso de los baños en piscinas y playas” comenta el doctor Tudela, especialista en Urología del hospital HLA San Carlos. Además, la llamada cistitis de las piscinas está favorecida por la humedad en los bañadores y los cambios de temperatura. Con menos frecuencia, la cistitis puede aparecer también como una reacción a determinados medicamentos, a la radioterapia o a irritantes potenciales como los aerosoles de higiene femenina, los geles espermicidas o el uso prolongado de un catéter, así como por la complicación de otra enfermedad.

Si se trata de forma rápida y adecuada las complicaciones son poco comunes. Sin embargo, si no se aborda rápidamente, podría derivar en algo más grave como una infección renal.

El tratamiento más efectivo contra la cistitis son los antibióticos con cultivo de orina y beber mucho líquido, preferiblemente agua.

Otra patología típica del verano son los cólicos renales, que se manifiestan con dolores repentinos de gran intensidad y cuyo origen es la presencia de cálculos en el conducto que va de los riñones al tracto urinario cercano a la uretra. Esta situación se agrava por las altas temperaturas, que producen más transpiración y orina concentrada, además de por el aumento la vitamina D, que obtenemos del sol y que puede contribuir a eliminar el calcio en la orina.

Para la prevención de cálculos renales se aconseja tomar mucho líquido, frutas y verduras. También disminuir la ingesta de alimentos muy salados, que elevan el nivel de calcio en la orina. El tratamiento debe realizarse con la mayor celeridad posible para evitar complicaciones y controlar el dolor.

Cercar notícies
Agenda