Canfali Marina Alta

Trabajando la Autoestima

Trabajando la Autoestima
  13/02/2017

VERÓNICA MONSONIS (*)

Esta semana os muestro un ejercicio práctico para que trabajéis a través de la Educación Emocional los aspectos como Autoestima o la empatía.

            Ficha “Soy yo”:

            Con esta actividad se pretende que vayan adquiriendo conocimiento de quienes son, sepan expresar no sólo sus datos personales (cosa súper importante saber dónde viven, han nacido, etc.), sino que lleguen también a describirse como son realmente y de esta manera poder trabajar en casa o en el aula el fomentar o mejorar aspectos propios y de sus compañeros.

            Damos importancia también a conocer algunas normas básicas de cuidado personal, autonomía y convivencia basado en la igualdad entre niños y niñas “todos somos iguales y podemos hacer las mismas cosas, elegir lo que queremos hacer en función de lo que pensamos y queremos nosotros no los demás”, el respeto hacia como somos nosotros y los compañeros (aceptarnos y aceptarlos cómo son) y la responsabilidad de ayudarles al cambio si es que hay algo que se pueda modificar, mejorar o potenciar (conductas, actitudes, comentarios, expresiones, etc.).

            ¿Que podemos hacer?:

            - Por un lado pueden hacer una ficha en la que pongan todos sus datos personales (como si fuera su DNI) y pegarle una foto en el cuadrito que han pintado. ¡Importante!: Reforzar mucho su labor porque hay niñ@s que les cuesta aún escribir o están aprendiendo, incluso “pensar” y han puesto mucho esfuerzo en ello.

            - Por otro lado, en otra cartulina tienen que escribir como son. Por ejemplo, que escriban algo físico (como tienen el pelo, ojos...) y también algo que les caracterice (simpático, amable, cariñoso... me enfado con facilidad, etc.).

            Importante que las palabras que escojan sepan su significado, es decir, no sirve que pongan soy amable cuando realmente no saben la definición exacta de la palabra.

            Habladlo con ellos pero que sean ellos los que empiecen a describirse... a veces se guían demasiado por lo que nosotros les decimos. Tienen que pensar ellos. Les cuesta muchísimo (tengan la edad que tengan) decir alguna característica positiva o negativa suya o de los demás, y cuando uno dice alguna los demás terminan diciendo la misma.

            Vamos a entrenar en vocabulario, en que se miren cómo son y que les gusta o no de ellos y de los demás.

            Si empiezan a trabajar a este nivel les será más fácil también desarrollar la empatía (es decir ponerse en su lugar, comprenderlos).

            - Por último pueden elaborar una portada dibujándose a ellos mismos y unirla a las otras dos cartulinas. Así conforman un pequeño libro al que podrán ir añadiendo más páginas a medida que vayan trabajándose más aspectos (Habilidades Sociales, etc...).

(*) Psicóloga. Máster en Psicología Clínica y experta en Atención Temprana.

Cercar notícies
Agenda